Diario 5407 20.10.2018 | 23:07
Hosteltur: Noticias de turismo

Italia veta a la aerolínea tunecina Tuninter tras el accidente en las costas sicilianas

8 septiembre, 2005
El Ente Nacional de la Aviación Civil (ENAC) italiano ha dispuesto la suspensión de la compañía aérea tunecina Tuninter, filial del grupo aéreo público Tunisair, tras el accidente de uno de sus vuelos el pasado 6 de agosto, cuando se vio obligado a aterrizar en el mar cerca de la costa siciliana por problemas mecánicos y en el que fallecieron 16 personas.
El Ente Nacional de la Aviación Civil (ENAC) italiano ha dispuesto la suspensión de la compañía aérea tunecina Tuninter, filial del grupo aéreo público Tunisair, tras el accidente de uno de sus vuelos el pasado 6 de agosto, cuando se vio obligado a aterrizar en el mar cerca de la costa siciliana por problemas mecánicos y en el que fallecieron 16 personas. La decisión de las autoridades italianas implica que los aparatos operados por Tuninter no podrán atravesar los cielos italianos. A pesar de que el Gobierno de Silvio Berlusconi se ha manifestado públicamente contrario a la elaboración de listas negras de aerolíneas no seguras, la prensa italiana ha desvelado que las autoridades de aviación civil han prohibido el acceso a su espacio aéreo a cinco compañías aéreas de Rusia, Kazajistán y Bulgaria por motivos de seguridad. La decisión de vetar a Tuninter se ha tomado tras la publicación del informe sobre el accidente realizado por la Agencia Nacional para la Seguridad del Vuelo italiana (Ansv) y los técnicos de la sociedad francesa, constructora del ATR 72, en el que se revela que el ATR 72, que viajaba desde Bari (Italia) a la localidad turística de Djerba (Túnez), sufrió la parada de ambos motores después de una hora de viaje debido a la falta de carburante. Según los expertos, esto se produjo debido a un error en el mantnimiento en Túnez un día antes del accidente, cuando los mecánicos sustituyeron el indicador del carburante del ATR 72, que se había estropeado, por un indicador de otro avión más pequeño y que por tanto daba una valoración equivocada del contenido de los depósitos de carburante. Asimismo, la ENAC ha dispuesto una comprobación de toda la flota de los ATR en el país y ha pedido a la Agencia de Aviación Europea para la Seguridad (Easa) que realice una intervención urgente sobre las medidas para la instalación de carburante sobre todos los aviones ATR 72 en Europa. Asimismo, ha aconsejado a todos los pilotos de estos aparatos que no se fíen de los indicadores electrónicos y midan el carburante con otros sistemas. Los investigadores franceses y del Ansv siempre sospecharon que el avión hubiera tenido problemas de carburante ya que tras el amerizaje "las alas quedaron flotando a pesar del peso y no se vieron manchas en el agua de perdida de gasolina", así como tras un análisis se comprobó que los depósitos estaban vacíos. El comandante del ATR 72, Chafik Gharbi, que sobrevivió al impacto, ha comentado que antes de partir, se suministraron 340 litros de carburante como medida de prevención ya que a bordo quedaban, según los instrumentos, otros 1.800 litros.

Para comentar, así como para ver ciertos contenidos de Hosteltur, inicia sesión o crea tu cuenta

Inicia sesión
Comentarios 0

Esta noticia no tiene comentarios.