Investigarán a Aena por incumplir la normativa de seguridad

Entra en crisis la comisión investigadora del accidente de Spanair

Las continuas filtraciones de información a los medios de comunicación y las discrepancias entre sus miembros han provocado una crisis en el seno de la Comisión Investigadora del accidente del MD-80 de Spanair siniestrado en Barajas, de la cual intentó dimitir ayer el único vocal que representaba a los pilotos, Valentín Villarroel, y que ya hubiera sido el tercer miembro que la abandona. Éste criticó la "incapacidad de Fomento de garantizar una investigación independiente".

Ayer mismo, algún de comunicación obtenía las imágenes del accidente que en principio habían formado parte del secreto de sumario y que no habían sido filtradas hasta entonces. El diario [link="http://www.elpais.com/"]El País fue el primero (clique aquí)[/link] en colgar el video del accidente en su página web. Pero esta no es la primera filtración, aunque sí la más espectacular de todas, tal y como ha recogido [link="https://www.hosteltur.com/noticias/55876_filtracion-informe-accidente-barajas-genera-accion-penal-alegatos-spanair.html"]HOSTELTUR en ediciones anteriores[/link]. La ministra de Fomento, Magdalena Álvarez rechazó ayer la dimisión del piloto y vocal de la Comisión de Investigación, puesto que "no puede ser aceptada en tanto que la Asociación Española de Pilotos Civiles Comerciales no realice una propuesta aceptable para sustituirle". La retirada de Villarroel se suma así, por intención al menos si no de hecho, a la de los dos peritos del Colegio Oficial de Pilotos de Aviación Comercial (COPAC), que rechazaron hace dos días continuar colaborando en las investigaciones por las continuas filtraciones a la prensa, las cuales, consideran, han puesto "en tela de juicio" la "honorabilidad" de la actuación de la Comisión. La comisión debía reunirse hoy para aprobar el informe final que debe ser entregado al juez. Sin embargo, ayer no pudieron aprobar el informe técnico. Carta abierta Villaroel justificó su dimisión en una carta abierta a Pablo Palomares, presidente de la Comisión de Investigación de Accidentes e Incidentes de Aviación Civil (CIAIAC), en la que indica que no está de acuerdo con la constante vulneración de los procedimientos legales para llevar a cabo la investigación. Asegura que "en la comisión hemos fracasado en nuestra misión: promover la seguridad en el transporte aéreo y evitar la alarma social producida por los accidentes". También ha considerado que las consecuencias son el "descrédito de la Dirección General de Aviación Civil como garante de la seguridad y los daños irreparables de toda índole a Spanair". "Un organismo del Estado como la CIAIAC ha sido utilizado para pervertir sus fines generando desconfianza en lugar de promover la seguridad. Esta es la triste despedida de un piloto comercial veterano que expresa su tristeza y frustración por no haber podido impedir este sin sentido, falta de rigor e independencia", precisó Villarroel. Las filtraciones de datos confidenciales a los medios de comunicación han revelado la "incapacidad" del Ministerio de Fomento de garantizar una investigación independiente, asegura. El malestar también se ha extendido entre los expertos vocales de asociaciones profesionales del sector aéreo que asisten a la Comisión, quienes podrían seguir el mismo camino presentando su renuncia. Posible retraso La comisión debía votar hoy el informe preliminar. En el caso de que algún vocal no esté de acuerdo con el contenido puede hacerlo constar en acta con un voto particular. El informe definitivo se publicará en la página web de la Comisión. Dicho pleno está formado por nueve vocales con voz y voto, a propuesta de las diferentes agrupaciones de sectores profesionales y nombrados por el Ministerio de Fomento, y de un secretario sin voto. Los vocales son propuestos por la Asociación Española de Pilotos Civiles Comerciales (AEP), la Asociación Profesional de Controladores Aéreos, la Asociación de Ingenieros Aeronáuticos, el Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC), el Centro de Instrucción de Medicina Aeroespacial, el Instituto Nacional de Técnica Aeroespacial y la Agencia Estatal de Meteorología. Para poder cerrar el informe preliminar se necesita la opinión de los cuatro pilotos que asisten a la investigación dentro del grupo de trabajo que analiza los aspectos operaciones del mismo y que, según puede leerse en el borrador, "se están investigando". Los renunciantes consideraron que fue una filtración interesada de sólo un aspecto de la investigación, ya que el comité de expertos debe decidir si da por válidos los borradores de los diferentes grupos de trabajo, acoplarlos y aprobar el informe preliminar por mayoría. La retirada de estos expertos podría retrasar el cierre del informe preliminar que debe emitir la Comisión entre el sábado y el lunes tras incorporar las alegaciones presentadas por las partes, Spanair, Boeing, MacDonell Douglas, la empresa fabricante del motor, la Administración Federal de Aviación de Estados Unidos (FAA) y la Agencia Europea de Seguridad Aérea (EASA). Grabaciones en las cajas negras Ayer, el magistrado, acompañado del fiscal Lorenzo Bernal, la secretaria judicial y varios funcionarios del Juzgado de Instrucción número 11 de Madrid, escuchó en la sede de la Comisión de Investigación de Accidentes e Incidentes de Aviación Civil (CIAIAC) el contenido de la caja negra del aparato que registró las conversaciones entre el comandante Antonio García Luna y su copiloto Francisco Javier Mulet, concentrándose en los diálogos en la cabina durante los chequeos que llevaron a cabo antes del despegue. La información de las cajas negras se volcó en el Reino Unido debido al mal estado que presentaban tras el impacto y luego fue depurada en los laboratorios de Acústica de la Guardia Civil. De las cajas negras se extrajeron los datos del registrador digital de parámetros de vuelos (DFDR) que reveló que el avión despegó tras abortar el primer intento sin tener desplegados los flaps (alerones posteriores que dan sustentación al aparato). Investigarán a Aena Mientras el juez Javier Pérez, que instruye el proceso judicial del accidente del MD-82 de Spanair, investigará a Aeropuertos Españoles y Navegación Aérea (Aena) por incumplir la normativa de seguridad establecida en el Reglamento de Circulación Aérea que rige en España sobre las operaciones simultáneas en las pistas de aterrizaje y despegue del aeropuerto madrileño de Barajas, según informaron fuentes jurídicas. El instructor ha admitido a trámite una denuncia presentada el pasado 4 de septiembre por el ex piloto de líneas aéreas Luis Guil en la que daba cuenta de las presuntas irregularidades cometidas por Aena en la configuración de las pistas del aeródromo. Según el denunciante, "las pistas están cruzadas en vez de estar paralelas como exige la normativa vigente sobre operaciones simultáneas". El juez Pérez ha decidido acumular esta denuncia a la investigación judicial iniciada a raíz del accidente del avión JK5022. El aparato accidentado se estrelló el 20 de agosto en el arroyo de la Vega, próximo a la pista de despegue 36L. Tras abortar el primer despegue por un problema de calentamiento, el avión ascendió unos 40 metros, perdiendo potencia a los 15 segundos. Tras sufrir varios alabeos a la derecha e izquierda, la cola del aparato chocó contra tierra y posteriormente la aeronave recorrió un kilómetro hasta estrellarse en el citado arroyo. "Aena está cometiendo multitud de barbaridades en Barajas" denunció Guil, quien sostiene que el organismo dependiente del Ministerio de Fomento infringe las normas de seguridad en las pistas de despegue y aterrizaje, así como en las zonas de protección que deberían ser habilitadas para aterrizajes de emergencia. Según el piloto retirado, "Barajas es el único aeropuerto europeo en el que no existen pistas independientes", puesto que "no están preparadas para que en una misma haya maniobras de despegue y aterrizaje". "En Barajas no se pueden hacer maniobras simultáneas porque las pistas están cruzadas", denunció el ex piloto, quien añadió que además estos espacios están "abiertos" al final del recorrido. También cuestiona la falta de zonas de protección en los laterales de las pistas del aeródromo, haciendo referencia a la zona boscosa en la que el avión de Spanair se estrelló, próxima a la pista. Por ello, alertó de que se pueden "producir múltiples accidente con colisiones en cadena, tanto en tierra cómo en vuelo". Álvaro Quijano/Diana Ramón Vilarasau (transportes@hosteltur.com) 

Comentarios 1

Escribe un nuevo comentario ( Comentarios )

Escribe un nuevo comentario

Para comentar, así como para acceder a ciertos contenidos de Hosteltur, Accede o Crea tu cuenta.