Diario 5354 20.08.2018 | 22:29
Hosteltur: Noticias de turismo

Blackstone, el mayor grupo financiero-turístico mundial

5 noviembre, 2009
La expansión del grupo Blackstone en la industria turística mundial se ha intensificado durante el último lustro, hasta el punto de que ha pasado a controlar cadenas hoteleras, parques temáticos, agencias de viajes, sistemas de reservas globales y complejos vacacionales. El único subsector donde, de momento, no llegan los tentáculos de este fondo de capital riesgo es el transporte.
Tal como recoge el reportaje publicado en el número de noviembre de la revista HOSTELTUR, los orígenes del grupo se remontan a medidados de la década de 1980, cuando Peter G. Peterson y Stephen A. Schwarznan, dos antiguos directivos del banco de inversión Lehman Brothers, deciden establecerse por su cuenta y fundan en Nueva York la firma.
 
Como firma de capital riesgo, Blackstone crea fondos de inversión a partir de las aportaciones económicas de terceros (fondos de pensiones, inversores institucionales, fortunas familiares, etc), que luego utiliza para llevar a cabo las adquisiciones de compañías.
 
Sus primeras incursiones en el mundo turístico llegan seis años después, con la compra de diversas franquicias hoteleras en los EE UU. Pero es a partir del cambio de siglo cuando Blackstone lleva a cabo sus operaciones más ambiciosas.
 
Así, llega la compra de los GDS Worldspan y Galileo, que son fusionados bajo la marca Travelport, donde también se integra la agencia de viajes Gulliver Travel Associates.
 
La firma neoyorquina igualmente llevó a cabo la adquisición de La Quinta Hotels así como la compra de varios complejos turísticos de lujo en Arizona, Puerto Rico y Florida. Y cuando más tarde, en 2007, Blackstone se hace con el control de Hilton por un precio de 26.000 millones de dólares, decide incorporar "una significativa parte" de su portafolio existente de hoteles de lujo a la plataforma de Hilton.
 
En todo caso, el objetivo a medio plazo era acelerar la expansión internacional de la compañía hotelera, sobre todo apoyándose en su familia de marcas: Hilton, Conrad, Hilton Garden Inn, Hilton Grand Vacations, The Waldorf Astoria Collection, etc.
 
La estrategia de comprar y fusionar también ha sido aplicada por Blackstone a la hora de entrar en la industria del ocio. Así, el fondo de capital riesgo se lanzó a la compra de los parques Legoland, de las atracciones Madame Tussauds y de varios parques temáticos en Reino Unido e Italia, que concentró en Merlin Entertainment Group.
 
Y durante el octubre de 2009, Blackstone se ha hecho con los diez parques temáticos y acuáticos del grupo estadounidense Anheuser-Busch por un importe de 2.700 millones de dólares.
 
Pero como fondo de capital riesgo, las incursiones de Blackstone en la industria turística tienen fecha de caducidad, normalmente de cinco a siete años. Y en este sentido, su estrategia se ha basado en concentrar los negocios que ha ido adquiriendo con el fin de generar economías de escala y sinergias entre las diferentes empresas, para revender luego el paquete resultante a un precio superior.
 
Sin embargo, la coyuntura económica actual va a complicar la reventa de dichas compañías, lo que podría obligar a Blackstone a retener más tiempo del previsto sus propiedades turísticas y a seguir realizando concentraciones para elevar su valor.
 
De hecho, recientemente trascendía la noticia de que Blackstone estaba estudiando la posibilidad de fusionar Travelport con su rival Amadeus, en manos de otros grupos de capital riesgo. Tal operación daría pie al mayor GDS del mundo, siempre que las autoridades de la Competencia lo permitieran.

El reportaje en versión PDF también puede descargarse a través de este enlace.

Xavier Canalis (actualidad@hosteltur.com)

Para comentar, así como para ver ciertos contenidos de Hosteltur, inicia sesión o crea tu cuenta

Inicia sesión
Comentarios 0

Esta noticia no tiene comentarios.