Diario 5617 24.06.2019 | 11:04
Hosteltur: Noticias de turismo
Edición España.

¿TPV o UATP?: el dilema de la "bacaladera" y el BSP

18 enero, 2010
El default de 43 millones de euros que ha dejado Terminal A ha desempolvado la problemática que afrontan las agencias de viajes, tanto presenciales como online, a la hora de cobrar al cliente mediante tarjeta. El mayor default que ha registrado el BSP se debió a que Terminal A estaba cobrando con su TPV y no  a través de la UATP.
Cobrando a través de su terminal TPV Terminal A conseguía que el dinero del cliente fuera directamente a su caja, evitando el pago directo a la compañía aérea que se produce cuando se cobra a través del GDS por la UATP. De ese modo, los cobros se van acumulando como si fueran cash hasta su liquidación a través del BSP.
 
Pero este modo de cobrar por parte de esta online, además de evidenciar la fórmula en que pudo acumular tamaño impago, sirve también para poner sobre la mesa la kafkiana situación en que se ven las agencias de viajes cuando cobran con dinero de plástico. Las agencias tienen dos opciones cuando cobran con tarjeta un billete de avión. Lo normal es que lo cobren a través del GDS mediante la UATP. De este modo, se ahorran la comisión de la tarjeta, que absorbe la compañía aérea pero, por el contrario, tienen que asumir el engorroso y obsoleto trámite de usar la validadora manual, popularmente conocida como ?bacaladera", para tener la firma del cliente.
 
Si cobran a través de su TPV, el cobro es considerado como metálico por el BSP, y la agencia lo ingresa en su caja hasta la liquidación, lo que le supone ventajas financieras ya que, en estos tiempos de crisis, esas cantidades pueden utilizarse para pagar mientras otros gastos, si bien se corre el riesgo del default. También le supone la ventaja de no tener que usar la ?bacaladera" por considerar más seguro este modo de cobro. Pero, por el contrario, tiene la desventaja de que tiene que asumir la comisión de la tarjeta, lo que merma la rentabilidad de la venta.
 
Dakar, Casablanca, reservas sospechosas
 
En el caso de las agencias online, la problemática es diferente, ya que no tienen al cliente delante y no le pueden solicitar la firma. Ante esta situación, la gran mayoría de las online cobran los billetes de avión a través de la UATP, asumiendo el riesgo de pagos fraudulentos, al no poder usar la ?bacaladera". Para mitigarlos en la medida de lo posible, estas agencias cuentan con unos procedimientos para evaluar y valorar las posibles situaciones sospechosas.
 
Este control de riesgos tiene muy en cuenta la ruta que el potencial cliente quiere reservar, el país de origen del IP, el idioma del explorador de Internet que usa, el país de procedencia de la tarjeta de crédito y la antelación de la reserva según qué destino.
 
Se consideran muy sospechosas, y muchas online ni siquiera realizan la búsqueda, las peticiones de reserva a ciertos destinos africanos, como Dakar, Accra o un París-Casablanca, u otras de países del este de Europa. Y, en cuanto a la antelación en la reserva, se considera sospechosas las realizadas de un día para otro a un destino de largo radio.
 
José Manuel de la Rosa (josemanuel.delarosa@hosteltur.com
Avatar redactor Hosteltur Redacción España

Para comentar, así como para ver ciertos contenidos de Hosteltur, inicia sesión o crea tu cuenta

Inicia sesión
Comentarios 0

Esta noticia no tiene comentarios.


Política de Cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para prestar nuestros servicios y analizar la actividad de la web con la finalidad de mejorar su contenido. Si continúa navegando sin modificar la configuración de su navegador, consideramos que acepta su uso. Más información en nuestra Política de cookies.