Diario 2398 20.10.2020 | 12:23
Hosteltur: Noticias de turismo
Edición Latam. Programa “Voo Simples”

Las 50 medidas de Brasil para desburocratizar su conectividad aérea

El Gobierno presentó el plan para modernizar sus cielos y mejorar el entorno empresarial 8 octubre, 2020

El presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, encabezó este miércoles 7 de octubre el lanzamiento del programa “Voo Simples (Vuelos Simples), que incluye 50 medidas tendientes a desburocratizar la industria aérea del país y a mejorar la compatitividad. Facilitar el ingreso de nuevos jugadores, menores costos operativos, facilitación de trámites y ventajas para fabricación o importación de aviones son algunos de los ejes del plan.

En el Palacio Planalto, sede del Gobierno de Brasil, el presidente Jair Bolsonaro encabezó este miércoles 7 de octubre la presentación oficial del programa integral “Voo Simples”, fruto de muchos meses de trabajo en colaboración el sector aerocomercial del país, con el objetivo de “modernizar las reglas de la aviación general y mejorar el entorno empresarial en el sector”.

Este plan, explicaron, “define la alineación de los estándares brasileños con los estándares internacionales y proporciona una mayor conectividad en el país”. En definitiva, se trata de un paquete de 50 medidas de distinto alcance, apuntadas a desburocratizar el desarrollo de esta industria y mejorar la competitividad de Brasil.

Jair Bolsonaro presentó este miércoles el programa "Voo Simple"

Concretamente, la iniciativa fue desarrollada por la Agencia Nacional de Aviación Civil (ANAC) y el Ministerio de Infraestructura, pero para alcanzar forma definitiva se constituyó hace meses una mesa de trabajo con el sector privado, en la que se avanzó durante los meses de pandemia.

Durante su discurso, Bolsonaro elogió el papel de los ministros para abordar los impactos de la pandemia y sostuvo que este programa impactará positivamente en la recuperación de otros actores de la cadena turística y en la economía en general. “Ayudamos a mucha gente, mucho antes y durante la pandemia, ayudando a cadenas hoteleras, restaurantes, pequeñas y microempresas. En el Amazonas, hablé hace unos días con un valiente empresario que instaló un barco hotel flotante en el Amazonas, y ahora, con este programa, vamos a hacer la vida más fácil a quienes quieran ir allí”, contó el mandatario.

Entre las medidas se incluye, por ejemplo, la simplificación de requisitos para las empresas de taxi aéreo, estableciendo regulaciones adecuadas al tamaño de cada una; permitir la entrada al mercado de nuevos pequeños operadores, para que, con un menor coste, aumenten la oferta de movilidad en las zonas menos concurridas; y reducir la burocracia de los procesos para la fabricación, importación o registro de aeronaves.

Al respecto, el ministro de Turismo, Marcelo Álvaro Antônio, destacó la importancia de las mejoras en la industria aérea para la expansión del mercado de viajes nacional, especialmente en este escenario pospandémico, en el que el turismo interno servirá como punta de lanza de la reactivación.

“Definir mejores condiciones para quienes operan en este segmento no sólo favorece la reanudación del desarrollo económico, sino que también contribuye a que el turismo siga creciendo y recupere su gran contribución a la generación de divisas, empleo e ingresos para miles de brasileños”, agregó.

Por su parte, el titular de la cartera de Infraestructura, Tarcísio Gomes, explicó: “Este programa se combina con otras iniciativas para intentar incrementar la aviación en Brasil. Debemos licitar, al final de la administración del presidente Bolsonaro, otros 42 aeropuertos, y estoy seguro de que estas subastas serán un gran éxito. Vamos a transformar la aviación civil brasileña y aprovechar el enorme potencial que tenemos, haciendo que el brasileño vuele más”.

Asimismo, Bolsonaro revocó allí los decretos sobre Sistemas Integrados de Transporte Aéreo Regional (Sitar), que permitieron la división del país en regiones, en las que las empresas sólo podían explorar rutas de potencial bajo y medio (en 1991 se puso fin a las restricciones geográficas al sector, eliminando la vigencia del texto) y se abolieron los decretos que definían los procedimientos detallados para que el propietario o comandante de una aeronave extranjera solicitara autorización para aterrizar o sobrevolar el país.

Ahora, sostienen que “los organismos involucrados en el proceso de permitir el ingreso y sobrevuelo en el territorio nacional podrán mejorar prácticas; agilizar procesos; eliminar trámites innecesarios o desproporcionados; reducir el tiempo de espera para la emisión de la autorización; y adoptar nuevas soluciones tecnológicas para la prestación de servicios”. Finalmente, se revocó de un decreto que contenía normas ya contenidas en otras disposiciones, como el Código Aeronáutico Brasileño y la Ley Aeronáutica.

Para comentar, así como para ver ciertos contenidos de Hosteltur, inicia sesión o crea tu cuenta

Inicia sesión
Comentarios 0

Esta noticia no tiene comentarios.


Política de Cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para prestar nuestros servicios y analizar la actividad de la web con la finalidad de mejorar su contenido. Si continúa navegando sin modificar la configuración de su navegador, consideramos que acepta su uso. Más información en nuestra Política de cookies.