Diario 5352 17.08.2018 | 11:15
Hosteltur: Noticias de turismo
Proyecto de la Agencia Europea de Seguridad Aérea (EASA)

Europa creará una base de datos médicos de pilotos para evitar otro caso Germanwings

23 octubre, 2015

La Agencia Europea de Seguridad Aérea se propone la creación de una base de datos médicos de los pilotos de la Unión Europea (UE) para diciembre de 2016, luego de lo ocurrido a un avión de la compañía alemana Germanwings el 23 de marzo de este año, cuando el joven copiloto de un vuelo en la ruta Barcelona-Dusseldorf se atrincheró dentro de la cabina y provocó el siniestro, matando a las 150 personas a bordo.

La iniciativa de la AESA surge en respuesta a las recomendaciones del grupo de trabajo que en julio pidió que se mejorara la evaluación psicológica de nuevos pilotos y se creara una base de datos europea con los detalles de las visitas médicas.

El grupo de expertos, creado por la Unión Europea (UE) tras el siniestro de Germanwings en Los Alpes franceses, presentó en julio un informe en el que recomendaba "una vigilancia más estrecha de la salud de los pilotos de las aerolíneas europeas", además de confirmar su apoyo a la práctica de que haya siempre dos miembros de la tripulación en la cabina, una medida que varias aerolíneas decidieron adoptarla espontáneamente tras la tragedia aérea provocada por el copiloto Andreas Lubitz.

Europa creará una base de datos médicos de pilotos para evitar otro caso GermanwingsEuropa creará una base de datos médicos de pilotos para evitar otro caso Germanwings

Por otra parte, cuando ocurrió el siniestro en Los Alpes al avión de Germanwings, cuya investigación determinó que el copiloto había estrellado deliberadamente el avión de la low cost alemana, los fiscales encontraron pruebas de que Andreas Lubitz, que había sufrido previamente una depresión severa, había ocultado a la empresa su recaída, que estaba nuevamnete bajo tratamiento y puede haber temido perder su trabajo, así como que estuvo investigando métodos de suicidio, lo que desató un debate sobre la supervisión de las compañías de estos casos y el secreto médico.

Dada la dinámica actual, los pilotos pueden hacerse chequeos especializados en cualquier estado miembro donde el médico haya sido certificado por EASA. La base de datos tiene por objeto evitar el ‘turismo médico’, o ir al extranjero para obtener un certificado para una licencia de piloto.

EASA dijo que la base de datos facilitará el intercambio de información médica en un marco de respeto a la vida privada de los pilotos. Pero admitió que un obstáculo a este objetivo serían los diferentes enfoques nacionales de protección de datos, que no son de su competencia.

Sin embargo, en algunos países, como el Reino Unido, a los médicos ya se les aconseja reportar cualquier preocupación cuando la seguridad pública esté en juego.

El grupo de trabajo recomendó establecer un equilibrio entre la confidencialidad del paciente y la seguridad pública, pero la AESA dijo que dejaría la materia de protección de datos al Ejecutivo de la Comisión Europea (CE).

La CE ya ha puesto en marcha una objeción legal contra Alemania sobre sus prácticas de renovación de la licencia de piloto, argumentando de que se le da demasiado peso al cuidado a la preservación de la privacidad en detrimento de la seguridad aérea.

Para comentar, así como para ver ciertos contenidos de Hosteltur, inicia sesión o crea tu cuenta

Inicia sesión
Comentarios 0

Esta noticia no tiene comentarios.