Diario 5432 20.11.2018 | 01:56
Hosteltur: Noticias de turismo
En el primer semestre

Iberia pondrá en marcha una nueva estrategia para el puente aéreo en 2015

La compañía prevé cerrar 2014 con beneficios tras seis años de pérdidas 16 diciembre, 2014

Iberia apenas cuenta ya con una cuota del 40% en el puente aéreo que une Madrid y Barcelona, la ruta que llegó a tener el mayor número de vuelos operados por semana en todo el mundo. No ha podido resistir la competencia del AVE, que transporta ya más del 60% de los pasajeros que realizan este trayecto, por lo que estudia varias alternativas para mejorar su competitividad. Un proyecto que espera tener resuelto en el primer semestre de 2015 y que pasaría por apoyarse en Iberia Express, Air Nostrum o incluso Vueling."En estos momentos, todas las posibilidades están abiertas", según explican fuentes de la aerolínea.

Iberia ha conseguido resolver los problemas de baja rentabilidad de las rutas de corto y medio radio y "ahora puede competir con otras aerolíneas", según señalan desde la compañía, pero aún tiene que buscar una fórmula para afrontar la competencia del AVE, especialmente en el puente aéreo que une Madrid-Barcelona, el recorrido más deficitario de las operaciones domésticas, añaden desde la línea aérea.

La firma presidida por Luis Gallego está dispuesta a mantener este servicio porque considera que hay mercado para el mismo y porque el flujo de pasajeros que aporta a los vuelos de largo radio es importante. Ante el avance del tren de alta velocidad, fue tomando medidas como operar con aviones más pequeños y reducir algunas frecuencias, pero consideran que recortar los vuelos no es el remedio porque se perdería la filosofía que distingue a este servicio.

La solución pasa entonces por apostar por operaciones con costes más reducidos. No se descarta, por tanto, cerrar acuerdos con su filial de bajo coste Iberia Express, su franquiciada Air Nostrum e incluso Vueling, que ahora realiza esta ruta sin código Iberia.

(Ver también Iberia Express o Air Nostrum volarán el puente aéreo para Iberia).

Iberia pretende adelantar la llegada de algunos aviones encargados a Airbus.Iberia pretende adelantar la llegada de algunos aviones encargados a Airbus.

El plan de negocio acordado para Iberia Express no contempla que opere el puente aéreo, pero sí podría hacerlo porque dicho plan prevé que el desarrollo de esta compañía alcance los 25 aviones a finales de 2017. En estos momentos opera con 17 y en poco tiempo incorporará otras tres aeronaves, con lo que aún cuenta con un margen de cinco naves que podría utilizar para operar la ruta Madrid y Barcelona. "En estos momentos, no hay nada descartado, todas las posibilidades están abiertas", añaden desde la línea áerea.

Salida de pérdidas

El diseño de una nueva estrategia para el puente aéreo coincide con un buen momento para la aerolínea. Tras seis años de pérdidas, especialmente en los dos últimos (más de 350 millones de euros en 2012 y 156 millones el pasado año), Iberia prevé cerrar el ejercicio 2014 con beneficios.

Ha conseguido una notable mejora gracias a un duro proceso de transformación, pero para sanearse completamente aún tiene que afrontar algunas medidas. Desde la aerolínea consideran que la plantilla sigue estando sobredimensionanda por lo que está en marcha un nuevo plan de reducción de personal.

Con el nuevo ERE pactado en julio espera disminuir su plantilla hasta un máximo 5.471 trabajadores, dependiendo del número de empleados que se acojan voluntariamente a dicho expediente. Con este plan y las medidas de productividad pactadas con los tres colectivos (pilotos, tripulantes, y personal de tierra), Iberia se ha marcado como objetivo reducir un 35% el ratio del coste por asiento ofertado y empleado de cara a 2020.

El pasado viernes, Iberia presentó a los inversores su plan estratégico hasta 2020, que ha estado implantando a lo largo de 2014, y que prevé una mejora de su capacidad de vuelos un 6,5% anual y generar de nuevo caja, hasta situarla entre 200 y 300 millones de euros anuales durante este periodo.

El proyecto gira en torno a cinco ejes y contempla 30 iniciativas destinadas a continuar la transformación de la empresa. Incidirá en alcanzar una sólida base de ingresos, mayor flexibilidad y unos costes más competitivos, así como trabajar en otras vías de ingresos complementarios que sean rentables y en una nueva cultura de empresa.

Por otro lado, la aerolínea intentará también adelantar la llegada de la nueva flota. En agosto confirmó un pedido para la compra de 16 aviones al fabricante Airbus, por un valor de 3.087 millones de euros, ocho A350-900 de nueva generación y otros ocho A330-200, que, en principio, esperaba recibir entre 2015 y 2020, pero tratará de que algunos de ellos se incorporen antes de lo previsto.

Para comentar, así como para ver ciertos contenidos de Hosteltur, inicia sesión o crea tu cuenta

Inicia sesión
Comentarios 0

Esta noticia no tiene comentarios.


Política de Cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para prestar nuestros servicios y analizar la actividad de la web con la finalidad de mejorar su contenido. Si continúa navegando sin modificar la configuración de su navegador, consideramos que acepta su uso. Más información en nuestra Política de cookies.