El fiscal general abre una investigación sobre las bajas de los controladores y Fomento habilitará a militares

Ayer el anuncio de la habilitación de controladores militares en las torres de control y la investigación de la veracidad de las causas de las bajas de los controladores aéreos creó toda serie de reacciones. Mientras alguna comunidad pidió la aplicación con urgencia de la medida, los propios militares así como los pilotos advirtieron de que se requiere una preparación de semanas. Los controladores negaron una "huelga encubierta" y achacaron la falta de personal a los fallos de planificación de Aeropuertos Españoles y Navegación Aérea (Aena). Y las 'víctimas', los pasajeros, entre la indignación y la impotencia.

Abrirán investigación

La Fiscalía investigará la información que le remita Fomento sobre las bajas de los controladores aéreos, anuncia el fiscal general, Cándido Conde-Pumpido, quien ha subrayado que se debe "garantizar que los ciudadanos no se vean afectados en sus desplazamientos por los intereses de una minoría", aunque no ha querido adelantar conjeturas cuando se le ha planteado si ve indicios de delito en el absentismo de los controladores de Barcelona.

El fiscal general del Estado ha recordado que la Fiscalía ha actuado anteriormente en otros asuntos que afectaban al funcionamiento de los servicios públicos, como en el caso de la invasión de las pistas del aeropuerto de Barcelona, con la apertura de un procedimiento que se cerró con condenas, o en la huelga de camioneros. Su última actuación relacionada con los servicios de transporte se ha producido tras el incumplimiento de los servicios mínimos en la huelga de los trabajadores del metro de Madrid, ha apuntado.

Habilitarán controladores militares y “será muy rápido”
 
Por su parte, como adelantó ayer HOSTELTUR, el ministro de Fomento, José Blanco, anunció como solución temporal y en situaciones “excepcionales” y puntuales que el Gobierno habilitará a controladores militares para cubrir las bajas de los civiles. "Tenemos la obligación de tomar medidas alternativas", afirmó el titular de Fomento. También anuncia pruebas médicas a los controladores de baja.

Ayer, el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, se reunió con la ministra de Defensa, Carme Chacón, para proceder a la habilitación de controladores militares para que puedan "alternativamente" garantizar el tránsito aéreo en España. La Ley de Seguridad Aérea 21/2003 del 7 de julio prevé en sus artículos 4 y 5 que el presidente del Gobierno pueda aprobar una orden para que los controladores aéreos militares ejerzan el control de la seguridad aérea general, cuando se den circunstancias extraordinarias que así lo aconsejen. El plan deberá ser apronado por la Agencia Estatal de Seguridad Aérea (AESA).
 
Según Blanco, los datos de ayer mostraron que se siguen reiterando las bajas médicas de los controladores, aunque tienden a reducirse en pequeñas proporciones. En el centro de control de Barcelona el lunes registró un 36% de bajas en su personal habitual y ayer, un 32%. También se redujo el tiempo de los retrasos,

El Gobierno estudia al mismo tiempo someter a los controladores a pruebas y exámenes médicos adicionales de estrés o ansiedad  para comprobar su aptitud para el trabajo si continúan las bajas masivas en las torres de control.

Contrariamente al criterio de otros en el sector, según José Blanco, aseguró hoy será "muy rápido" preparar a los controladores aéreos militares para que trabajen en torres de control civiles en "situaciones excepcionales" y "un poco más lento" habilitarlos para los centros de control. Antes de entrar en el pleno del Congreso para debatir las propuestas de resolución del debate sobre el estado de la nación, Blanco afirmó que los controladores militares están preparados para ejercer las funciones de los civiles y que sólo "un portavoz de una asociación" lo ha puesto en duda. Los controladores militares ya operan en aeropuertos militares con tráfico civil como Zaragoza, Talavera la Real (Badajoz), Matacán (Salamanca), Villanubla (Valladolid), Agoncillo (Logroño) y San Javier (Murcia).

“No hay pulso con el Gobierno ni huelga encubierta”

Mientras, en rueda de prensa en un hotel de Madrid, el presidente de la Unión Sindical de Controladores Aéreos (USCA), Camilo Cela, ha negado categóricamente que los controladores aéreos estén efectuando una huelga encubierta, a pesar del alto número de bajas que simultáneamente se están produciendo en los últimos días produciendo retrasos de entre 30 minutos y más de una hora en varios aeropuertos, especialmente los del Mediterráneo, achacando el problema a los fallos de planificación de Aeropuertos Españoles y Navegación Aérea (Aena).

El presidente de USCA ha reiterado varias veces que es falso que los controladores se hayan puesto de acuerdo para ponerse baja de forma concertada e intencionada, dado que son por causas diferentes -bien enfermedades comunes o accidentes laborales- así como por distintos tiempos de duración, algun as por semanas, y ha planteado que los médicos facultativos verifiquen si las bajas son por causas reales o no.

“El ministro de Fomento, José Blanco, está faltando a la verdad y a la realidad de los hechos”, ha afirmado Cela, criticando “la frivolidad con la que habla de los problemas de salud de nuestro colectivo”, recordando que se han dado casos de muertes súbitas y de subidas de tensión arterial de 150 -220 entre los controladores cuando hacían su trabajo.
 
Cela apunta que ellos garantizan la seguridad de los vuelos pero no la puntualidad de los aterrizajes o despegues, dado que "estamos gestionando más vuelos con menos personas". Agregó que desde la entrada en vigor, hace cinco meses, del nuevo decreto ley que regula el trabajo de los controladores "ha descendido el número de trabajadores y estamos cubriendo más horas y descansando menos, lo que nos genera más estrés. Estamos dando el mismo servicio de seguridad, pero queremos dejar claro que es a costa de nuestra salud; estamos trabajando al límite", añadió. Desde su punto de vista, Aena gestiona mal los recursos humanos y es este organismo el que debe dar explicaciones a la opinión pública y no "demonizar" a los controladores.

A pesar de las acusaciones de diversos sectores, Cela afirmó "no hay un pulso con el Gobierno ni lo va a haber, y desde luego no vamos a hacer huelga" y continúan con las negociaciones sobre el nuevo convenio colectivo.

En cuanto a la propuesta anunciada por el ministro de Fomento de habilitar a los controladores militares en las torres de control civiles. “Creemos que se trata de una decisión precipitada e imprudente, dado que no tienen la misma preparación que nosotros, y hay claras diferencias entre su trabajo y el nuestro", y que podría resultar hasta "peligrosa", recordando el accidente ocurrido en Francia en 1973, cvrca de Nantes, cuando los controladores aéreos militares se hicieron cargo del cielo francés por una huelga de los civiles, por lo que las compañías aéreas dejaron de sobrevolar ese país.

"Habilitar controladores requiere semanas o meses"

Diversas asociaciones de defensa han afirmado que "militarizar" los puestos de gestión del tráfico civil no es la solución más adecuada y han advertido al Gobierno de que la habilitación de controladores aéreos militares necesitará varias "semanas o meses".

La Asociación Unificada de Militares Españoles (AUME) y la Asociación de Militares Españoles (AME) han defendido las cualidades y la preparación de los controladores militares para trabajar provisionalmente en aeropuertos civiles, pero han criticado la precipitación con la que está actuando el Gobierno.

El secretario general de la AUME, Mariano Casado, también ha denunciado el "limbo normativo" de los controladores militares, puesto que "no tienen la licencia europea de control" exigida para gestionar el tránsito aéreo y no tienen un alto nivel del inglés. Según la AUME, las Fuerzas Armadas disponen de unos 280 controladores de los tres Ejércitos, "aunque no todos plenamente operativos", ya que algunos están destinados fuera de España.

El Colegio de Pilotos se opone

El Colegio Oficial de Pilotos de la Aviación Comercial (COPAC) expresó su oposición a que los controladores militares gestionen el tráfico aéreo civil.

Para el COPAC dicha medida no representa una solución para resolver los problemas que está produciendo en la regularidad de los vuelos el conflicto entre Fomento, Aena y los controladores, ya que los controladores militares no están formados para gestionar el tráfico civil, siguen otros procedimientos y no están acostumbrados a áreas de gran densidad de tráfico.

Como responsables últimos de la seguridad aérea, los pilotos deben gestionar la operación de vuelo con todas las garantías de seguridad. En este sentido, para el COPAC la utilización de controladores militares no aporta suficientes garantías de seguridad y recordaron el accidente en Francia en 1973, en el que se vieron involucrados un avión de Iberia y otro de Spantax, y que dejó un resultado de 68 víctimas mortales, en el que la inexperiencia y falta de conocimiento en el ámbito civil de los controladores militares fueron determinantes en el trágico desenlace, como demostró la investigación posterior.

Diana Ramón Vilarasau (transportes@hosteltur.com)
http://twitter.com/dianaramonv
http://twitter.com/hosteltur




 
 

 
torre control barajas dentro 399.jpgtorre control barajas dentro 399.jpg

control-aereo dedntro.jpgcontrol-aereo dedntro.jpg

jose-blanco dentro.jpgjose-blanco dentro.jpg

Candido_Conde-Pumpido.jpgCandido_Conde-Pumpido.jpg

BRGR_controladores_aereos.jpgBRGR_controladores_aereos.jpg

15-retrasos.jpg15-retrasos.jpg

Comentarios 0

Escribe un nuevo comentario ( Comentarios )

Escribe un nuevo comentario

Para comentar, así como para acceder a ciertos contenidos de Hosteltur, Accede o Crea tu cuenta.