Diario 5382 21.09.2018 | 11:39
Hosteltur: Noticias de turismo
Asociación de camareras de piso de hotel

Las Kellys, el nuevo factor disruptivo de la hotelería española

El colectivo de trabajadoras anuncia movilizaciones y denuncias 12 octubre, 2016
  • La asociación está formada por 2.000 camareras de pisos de hotel
  • Las Kellys denuncian el aumento de la precariedad laboral en los últimos años
  • Las Kellys nacieron en las redes sociales y se definen al margen de los sindicatos

Las Kellys, un grupo de camareras de piso de hotel que nació hace dos años en las redes sociales para denunciar la precariedad laboral, se ha constituido formalmente como asociación y prepara nuevas movilizaciones. Sus integrantes, unas 2.000 personas en toda España de momento, prometen dar guerra por igual a cadenas hoteleras, a empresas de trabajo temporal y subcontratas de limpieza e incluso a los sindicatos, a los que acusan de "no haber hecho bien su trabajo".

La asociación se ha presentado esta semana en Barcelona, en las instalaciones de la cooperativa laboral colectivo Ronda. A a este acto acudieron también representantes de Las Kellys ("las que limpian") de Benidorm, Fuerteventura, Mallorca, Lanzarote, Cádiz y Madrid.

Las Kellys, el nuevo factor disruptivo de la hotelería española

La lista de agravios presentada por las kellys es muy amplia: turnos de trabajo que superan lo estipulado por convenio; jornadas maratonianas a golpe de reloj donde cada minuto cuenta y apenas les queda tiempo para ir al lavabo; sueldos a la baja (sobre todo en empresas externalizadas y ETTs); aumento de lesiones por trabajo; el hecho de que no se respeten los días libres de vacaciones; despidos improcedentes... Ver también La externalización en hoteles, tendencia al alza.

Las Kellys reclaman a la administración que intensifique las inspecciones de trabajo para prevenir estas situaciones.

Además reclaman que el convenio de hostelería de Las Palmas, que consideran como el mejor que hay actualmente en España, se aplique en todas las provincias. Y es que dicho convenio canario establece precisamente que las subcontratas deben mantener las mismas condiciones de trabajo y sueldo. Ver también ¿Éxito turístico de Barcelona? Los sueldos más bajos están en la hostelería.

Al margen de los sindicatos

El hecho de que las que Las Kellys hayan nacido al margen de los sindicatos clásicos como UGT y CCOO es otra característica singular de esta asociación.

"Todo lo que nos está pasando es culpa en parte también de los sindicatos. Si hubieran hecho bien su trabajo hoy no estaríamos aquí", sostiene una portavoz del colectivo.

En cualquier caso, la asociación se muestra dispuestas a colaborar con los sindicatos a partir de ahora "pero no como una marca blanca suya".

Ver también CCOO y UGT se manifiestan contra la precariedad laboral así como Las camareras de pisos tienen que medicarse para trabajar, según CCOO.

200.000 trabajadoras en España

Según Las Kellys, en España existen unas 200.000 camareras de piso de hotel pero sólo la mitad tiene tal reconocimiento laboral y por tanto su trabajo está regulado por los convenios de hostelería.

Las otras 100.000 camareras de piso de hotel están integradas bajo empresas subcontratadas de limpieza (donde el convenio es diferente al de hostelería), en empresas de trabajo temporal así como en la economía sumergida, aseguran Las Kellys.

Integrantes de la asociación Las Kellys, esta semana en Barcelona.Integrantes de la asociación Las Kellys, esta semana en Barcelona.

Segun apunta el abogado laboralista Jordi Juan, de la cooperativa Colectivo Ronda, "Las kellys son la representación del nuevo modelo de relaciones laborales que nos toca vivir".

Este abogado denuncia también la pasividad por parte de las administraciones "que no ponen coto a esta situación" por ejemplo reforzando las inspección. Y concluye: "El modelo turístico de nuestros destinos descansa en las espaldas de Las Kellys".

Para comentar, así como para ver ciertos contenidos de Hosteltur, inicia sesión o crea tu cuenta

Inicia sesión
Comentarios 3
Armando, los que te han votado negativamente, o son los patrones/jefes, o sino gente que simplemente no tienen argumentos para contestarte. Un saludo
A los que puntúan el comentario como negativo, les vendría mejor argumentar el por qué lo hacen.
Las camareras de pisos no son las únicas que sufren el estado de precariedad y esclavitud que vive el turismo y la hostelería en España. Lo mismo pasa con, por ejemplo, los recepcionistas de hotel, los camareros de restaurantes y bares y con prácticamente todo trabajador de este sector.. En este país, que se define como democrático, basado en un llamado estado de derecho, se incumplen día a día las normas laborales más básicas y estamos llegando, si no lo hemos alcanzado ya, a un estado de esclavitud y abuso laboral permanente. Se incumplen sistemáticamente tanto los convenios colectivos (que los propios empresarios han acordado firmar, no lo olvidemos) y el estatuto de los trabajadores. Tenemos a trabajadores que llegan a trabajar 14, 15 y hasta 16 horas de jornada laboral. Sí, leen bien, hasta 16 horas en este país llamado España. Hay hoteles en los que, en temporada alta, se trabaja uno, dos y hasta tres meses sin tener ni un sólo día de descanso. Sí, que nadie se sorprenda: TRES MESES DE TRABAJO SIN LIBRAR. En muchos casos, esos días que se está sin librar, ni se compensan económicamente ni con los días de descanso correspondientes. Las horas extras de esas interminables jornadas ni se pagan ni se compensan en muchos casos, superando el límite de horas extra establecidas por convenio o que dicta el ET. Recordemos que las horas extraordinarias son voluntarias, pero, en España, son obligatorias y, si no estás conforme, mañana estás en la cola del paro. Festivos trabajados que nunca se compensan, ni económicamente ni con días libres, etc, etc. Los contratos en FRAUDE DE LEY son constantes. Contratos por obra y servicio y temporales fraudulentos donde debe, en su lugar, firmarse un indefinido o un fijo discontinuo. Contratos donde tienes una categoría laboral y trabajas haciendo las funciones de una superior sin la compensación económica correspondiente, contratos de media jornada donde el trabajador trabaja no sólo a jornada completa, sino con horarios de total esclavitud. Sueldos por debajo de convenio o por debajo de las funciones ejercidas, con el correspondiente fraude a la Seguridad Social por cotizaciones incorrectas. Y así, una serie de ilegalidades que se permiten A DIARIO. Podría seguir escribiendo hasta el infinito relatando las aberraciones laborales que he vivido personalmente o han sufrido y sufren familiares, amigos y conocidos. ¿Y dónde están los sindicatos? En ninguna parte. ¿Y dónde está la inspección de trabajo? Pues yo diría que debe ser una especie en extinción o, directamente, no existe. ¿Y que hace el gobierno o los partidos que pretenden gobernar? ¿Les has oído alguna vez en los medios de desinformación y manipulación hablar y preocuparse por todo esto con este detalle descrito? Si en este país se cumpliera el ET y los convenios colectivos, si se contratara a dos personas donde una sola dobla jornada, etc, etc, el paro se reduciría a menos de la mitad. Pero, parece ser, que este estado de cosas no le interesa que cambie ni a Europa, ni a España, ni a los empresarios, ni a nadie, porque, de esa manera, se beneficia este capitalismo brutal y atroz que se ve favorecido por unas condiciones en las que se somete al trabajador al dilema de: o aceptas las condiciones que te ofrezco o tú y tu familia se van a morir de hambre y recuerda, si no tú no las aceptas, habrá una cola interminable detrás de ti, con las mismas necesidades, que sí pasarán por el aro.