Hosteltur: Noticias de turismo
Edición España. Efectos del cambio climático

Un verano de fenómenos extremos: ¿el turismo tiene algo que decir?

Gabriel Escarrer advierte sobre la "imperiosa necesidad de actuar si queremos evitar la progresión de episodios meteorológicos cada vez más atípicos y agresivos" 18 agosto, 2021 Premium
  • El informe de Naciones Unidas confirma las expectativas de un clima más extremo en el futuro
  • Se disparan las pérdidas por fenómenos meteorológicos graves en el primer semestre del año
  • España aprobó en mayo la Ley del cambio climático, que obligará a los hoteles a ser más ecológicos

Olas de calor extremas en Norteamérica, pavorosos incendios en países mediterráneos, trágicas inundaciones en el centro de Europa... ¿Qué está pasando en 2021? "Los efectos del cambio climático se están manifestando en temperaturas más cálidas, aumento del nivel del mar, patrones de lluvia más erráticos y mayores fenómenos meteorológicos extremos", sostiene Martin Bertogg, responsable de peligros catastróficos de la compañía de reaseguros Swiss Re. ¿Tiene el turismo algo que decir? Gabriel Escarrer, presidente de Exceltur y CEO de Meliá Hotels International, advierte que sí.

Solo en el primer semestre de 2021, las pérdidas por fenómenos meteorológicos graves alcanzaron los 36.000 millones de euros, las segundas más altas registradas en un primer semestre tras las del año 2011, según Swiss Re.

La cifra se sitúa por encima del promedio (28.000 millones €) de los últimos diez años.

Crecientes riesgos de los "peligros secundarios"

Según apunta Martin Bertogg, "junto con el rápido desarrollo urbano y la acumulación de riqueza en zonas propensas a los desastres, los peligros secundarios, como las tormentas invernales, el granizo, las inundaciones o los incendios forestales, conducen a pérdidas cada vez mayores por catástrofes".

Por ejemplo, la tormenta invernal Uri que afectó Texas, EE. UU., en febrero de 2021, "alcanzó una magnitud de pérdidas similares a las que pueden causar peligros extremos como los huracanes".

Y en junio, "inclemencias meteorológicas como tormentas eléctricas, granizo y tornados azotaron Europa, afectando a viviendas y vehículos en Alemania, Bélgica, Países Bajos, República Checa y Suiza".

En cualquier caso, señala la compañía de reaseguros, "la primera mitad del año tampoco es representativa de las cifras del año completo, porque el tercer trimestre históricamente es el más propenso a pérdidas en términos de catástrofes naturales".

Swiss Re: "El cambio climático es uno de los mayores riesgos a los que se enfrentan la sociedad y la economía mundial"

De hecho, en lo que llevamos de segundo semestre de 2021, ya se han registrado además inundaciones en Alemania y China, incendios en Sicilia, Argelia, Grecia, Turquía...

Según apunta Jérôme Jean Haegeli, economista en jefe del Grupo Swiss Re, "el cambio climático es uno de los mayores riesgos a los que se enfrentan la sociedad y la economía mundial".

En este sentido, este experto recuerda el reciente análisis del Grupo Intergubernamental de Expertos sobre el Cambio Climático de Naciones Unidas, el cual "confirma las expectativas de un clima más extremo en el futuro y la urgencia de actuar para limitar el calentamiento global".

Ver también:

Gabriel Escarrer: hay que actuar ya

En un artículo publicado en Linkedin el pasado 14 de agosto, el presidente de Exceltur y CEO de Meliá Hotels International advierte sobre la "imperiosa necesidad de actuar si queremos evitar la progresión de fenómenos meteorológicos cada vez más atípicos y agresivos".

Y es que según apunta Gabriel Escarrer, el reciente informe de la ONU sobre el cambio climático expone "la gravedad de la situación climática (que los científicos califican como “código rojo”); la responsabilidad directa y total del ser humano sobre el cambio climático, y por último, la posibilidad que todavía tenemos en nuestras manos para detener o al menos atenuar este proceso".

"Por mi parte, no puedo sino apoyar fervientemente a la ONU en el noble empeño de sensibilizar a los gobiernos y a la población mundial sobre la importancia de la alerta climática, sus consecuencias, y la imperiosa necesidad de actuar, si queremos evitar la progresión de fenómenos meteorológicos cada vez más atípicos y agresivos como las recientes inundaciones en centro-Europa, que por otra parte, no son sino la 'punta del iceberg' del proceso de deterioro de nuestro planeta", advierte Escarrer.

Gabriel Escarrer: "Las empresas turísticas tenemos una gran responsabilidad, pues normalmente nos ubicamos en parajes naturales muy sensibles al cambio climático"

Por dicho motivo, el presidente de Exceltur y CEO de la cadena hotelera Meliá pone en valor "la importancia de la colaboración público-privada, pues el desarrollo sostenible no se podrá alcanzar sin contar con las empresas como agente social de primer orden, por su capacidad de influencia y por el propio impacto de su actividad".

"De manera especial, las empresas turísticas -especialmente las orientadas al ocio vacacional- tenemos una gran responsabilidad, pues normalmente nos ubicamos en parajes naturales privilegiados (muy sensibles al cambio climático) y millones de personas -cada vez con una mayor conciencia medioambiental- nos confían la experiencia de sus vacaciones, por lo que no solo tenemos que actuar correctamente, sino también dar ejemplo y contribuir a sensibilizar a los ciudadanos sobre la importancia de dejar un impacto positivo en nuestro entorno", añade el hotelero.

En este sentido, Gabriel Escarrer cita las numerosas iniciativas implantadas por Meliá, "el segundo grupo más sostenible del mundo en hotelería, según el Corporate Sustainability Assessment de S&P Global, tras ocupar la 1ª posición en 2019".

Pero en cualquier caso, añade, "la dimensión del reto no nos permite dormirnos en los laureles, y, como hemos incluido en nuestro último Informe de Gestión de enero a junio 2021, hemos reforzado nuestro compromiso contra el Cambio Climático".

"Si ya en 2019, Meliá certificó sus compromisos de reducción de emisiones con base en criterios científicos en línea con lo acordado en la COP21 de Paris, actualmente los hemos revisado y reforzado, en línea con las conclusiones de la última cumbre COP24 de Katowice (Polonia) para intensificar el compromiso y los esfuerzos globales para no sobrepasar un aumento medio de 1,5ºC de la temperatura global para el final de este siglo (respecto a la temperatura de la era pre-industrial)", explica el CEO de Meliá.

En el siguiente enlace a Linkedin se puede leer el artículo completo de Gabriel Escarrer.

Detalle de amenities reutilizables en el baño de un hotel Meliá. La empresa ha eliminado los productos monodosis de plástico.

Nueva ley de cambio climático en España

Cabe recordar que el pasado 13 de mayo fue aprobada en el Congreso de los Diputados la Ley del cambio climático y transición energética.

Como consecuencia de esta nueva legislación, las cadenas hoteleras en primer lugar y más adelante los hoteles independientes tendrán que calcular y publicar su huella de carbono además de establecer un plan de reducción de emisiones, según explica el Instituto Tecnológico Hotelero (ITH).

“Los hoteles tendrán que consumir energía procedente de fuentes renovables e incluso ya estamos viendo proyectos de plantas solares de generación eléctrica impulsados por empresas hoteleras”, explica Javier García Cuenca, presidente del ITH.

La clave: actuar en todos los ámbitos

Dado que la nueva ley obligará a los hoteleros a consumir más energías renovables, esto significará que deberán adquirir en el mercado eléctrico energía producida por estos medios (solar, eólica, etc) o bien producirla ellos mismos.

De hecho, existen ya establecimientos que han llenado sus terrados de placas fotovoltaicas o que incluso están construyendo, en terrenos aparte, plantas de generación solar para proporcionar energía a sus hoteles.

Una de esas empresas es Artiem Hotels, en Menorca. Según explica su CEO, José Guillermo Díaz Montañés, “nos hemos propuesto reducir en ocho años el 80% de nuestra huella de carbono”.

Para conseguir dicho objetivo, indica, “hemos desarrollado un proyecto que contempla actuar en todos los ámbitos. Es un enfoque holístico. No solo se trata de contratar la electricidad a compañías que suministren energía renovable o de tener nuestra propia planta de generación solar, sino que también es necesario actuar en aspectos como la formación del personal, los aislamientos acústicos y térmicos, o incluso en la alimentación, apostando por productos cercanos y de temporada”.

José Guillermo Díaz Montañés: "Cada vez más viajeros valoran el hecho de que formes parte de una comunidad que busca el impacto positivo"

De hecho, Artiem Hoteles se ha convertido en la primera cadena de Europa y tercera del mundo en obtener la certificación B Corp, que confirma su impacto positivo en su entorno.

¿Podemos prever que los turistas, o al menos un segmento de las personas que viajan por ocio, apreciarán todos estos cambios?

“Sin duda", responde José Guillermo Díaz Montañés. "Cada vez más viajeros valoran el hecho de que formes parte de una comunidad que busca el impacto positivo en todo el entorno. Las placas fotovoltaicas son un elemento más”.

Para comentar, así como para ver ciertos contenidos de Hosteltur, inicia sesión o crea tu cuenta

Inicia sesión
Comentarios 0

Esta noticia no tiene comentarios.