Hosteltur: Noticias de turismo
Edición España. Los británicos que visiten el archipiélago balear desde el próximo miércoles no tendrán que realizar cuarentena a la vuelta

Reino Unido da luz verde a los viajes a Baleares

El resto de comunidades españolas continúan en la lista ámbar 24 junio, 2021 Premium

El Gobierno del Reino Unido ha actualizado este jueves su 'semáforo COVID' y ha incluido a las islas Baleares en la lista verde, por lo que los británicos podrán viajar al archipiélago a partir del próximo miércoles sin necesidad de que a la vuelta tenga que hacer cuarentena, tal y como se exige a los destinos en ámbar. En esa situación continuarán el resto de comunidades autónomas, que tendrán que esperar a una próxima revisión del 'semáforo'.

El archipiélago balear pasará a estar en la lista verde desde las 4:00 horas del próximo 30 de junio, además de otros terriotorios como Malta o Madeira. El resto de Portugal sigue en la lista ámbar, tal y como quedó tras la revisión de comienzos de mes.

Los británicos cuando vuelven a su país procedentes de un destino en la lista verde no tienen que pasar un aislamiento de 10 días, pero sí tienen que presentar un test negativo y una PCR dos días después de haber regresado (Ver: Así queda el semáforo COVID)

Baleares pasa a ser un destino seguro cuando tiene una incidencia acumulada de 39,67 casos diarios por 100.000 habitantes durante los últimos 14 días, mientras que en España es de 79 casos, según los datos del Ministerio de Sanidad actualizados la tarde del miércoles.

Canarias, en cambio, seguirá en la lista ámbar, como el resto de España, después de que haya visto incrementarse los contagios en los últimos días, después de que los casos se hayan disparado en la provincia de Santa Cruz de Tenerife con una incidencia de 132,72 casos, mientras que en la provincia de Las Palmas el coronavirus se mantiene controlado con 40,97 casos.

Por su parte, el Reino Unido presenta una incidencia de 85 casos diarios en los últimos siete días.

El levantamiento de las restricciones supone un balón de oxígeno para la industria turística británica y la de las islas Baleares. Unos cinco millones de turistas de Gran Bretaña visitaban cada año Ibiza, Mallorca y Menorca antes de la pandemia.

Presión de la industria de los viajes

Se trata de una decisión que se produce coincidiendo con un aumento de la presión al Gobierno británico para que se suavicen los requisitos de los viajes internacionales.

Precisamente este miércoles, los profesionales del turismo del Reino Unido se han echado a la calle para manifestarse en contra de las restricciones en los viajes decretadas por el Gobierno británico.

Agentes de viajes, pilotos, operadores turísticos, trabajadores de la aviación y tripulantes de cabina han protestado con motivo del 'Día de Acción de Viajes', para presionar al Ejecutivo de Boris Johnson para que reabra de manera segura los viajes para la temporada de verano y destinar apoyo financiero a las empresas.

La pandemia ha sido una catástrofe para la industria de los viajes del país, según denunciaron las organizaciones convocantes. Los datos de la Asociación de Agencias de Viajes Británicas (ABTA) estiman que se han perdido o están en riesgo de perderse hasta 195.000 puestos de trabajo.

Manifestación del Día de Acción de Viajes de la industria turística británica, celebrada este miércoles, para pedir el levantamiento de las restricciones.

Las asociaciones han criticado que el Gobierno no haya reanudado los viajes internacionales como había prometido, mientras que otros países están más avanzados en su reapertura con planes pragmáticos que permiten viajar con seguridad, entre ellos, Alemania, Francia y España.

Denuncian que sin una temporada de verano significativa, un período crucial del año para las empresas de viajes británicas, se pondría en riesgo a miles de trabajadores, así como la capacidad del sector de los viajes para recuperarse y volver a conectar el Reino Unido con el mundo.

Además, durante las últimas semanas, aerolíneas como Ryanair y el gestor Manchester Airports Group han emprendido acciones judiciales a las que se han unido TUI, IAG y Virgin contra el Ejecutivo de Boris Johnson por la escasa transparencia de los criterios que utilizan para vetar los viajes a destinos extranjeros.

Para comentar, así como para ver ciertos contenidos de Hosteltur, inicia sesión o crea tu cuenta

Inicia sesión
Comentarios 0

Esta noticia no tiene comentarios.