Diario 5403 17.10.2018 | 10:24
Hosteltur: Noticias de turismo
La estación más alta de los Pirineos ha registrado una ocupación superior al 90%

Boí Taüll Resort cierra el verano con un 52% más de pernoctaciones

Ha alargado un mes la temporada y contratado a 30 personas más que el pasado verano 10 septiembre, 2016
  • Este verano ha sido la primera temporada desde 2010 en que han permanecido abiertos los seis establecimientos que integran el resort
  • El 90% de los clientes es turismo doméstico y el 10% restante procede de países vecinos como Francia, Bélgica y Holanda
  • La temporada de invierno comenzará el sábado 3 de diciembre, si las condiciones de la nieve lo permiten

Boí Taüll Resort, la estación de esquí y montaña más alta de los Pirineos, ha registrado este verano un 52% más de pernoctaciones que un año antes hasta alcanzar las 33.404, mientras que el número de reservas de habitaciones se ha incrementado en un 71% situándose en 12.839. No en vano la estación leridana ha concluido la temporada de verano con una ocupación superior al 90%, lo que ha permitido ampliarla 30 días más que en 2015.

La alta demanda ha supuesto que este verano haya sido el primero desde 2010 en el que se han abierto los seis establecimientos hoteleros del resort: los Apartamentos La Solana, el Residencial La Solana, el Hotel Romànic, el Hotel Boí Taüll Resort, el Aparthotel Augusta y el Hotel Taüll. Asimismo el aumento de la actividad ha permitido la contratación de 30 personas más que el verano anterior.

El número de comensales también ha aumentado en un 51%, sirviéndose 62.195 cubiertos. La mayor parte de los clientes tiene un perfil familiar y en el 90% de los casos procede del resto de España. El 10% restante viaja desde países vecinos como Francia, Bélgica y Países Bajos, principalmente.

La intensa actividad en el Boí Taüll Resort repercute en las visitas al Parque Nacional de Aigüestortes y a las iglesias Románicas de los pueblos de la región, Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO.La intensa actividad en el Boí Taüll Resort repercute en las visitas al Parque Nacional de Aigüestortes y a las iglesias Románicas de los pueblos de la región, Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO.

El impacto económico en la región ha sido muy positivo, especialmente en la Vall de Boí, cuyo alcalde, Joan Perelada, ha destacado que “una alta ocupación del resort significa un aumento destacado de las visitas al Parque Nacional de Aigüestortes y al conjunto de iglesias Románicas de los pueblos de la región, Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO. Muchos de los negocios del valle, como los restaurantes, también se benefician de la buena marcha del complejo, por lo que estamos muy satisfechos con los resultados de este verano y esperamos que durante el invierno se mantenga esta tendencia positiva”.

Nueva etapa y dirección comercial

El pasado mes de mayo Nozar fichó a Martí Rafel como director general comercial para impulsar sus proyectos hoteleros, como publicó HOSTELTUR noticias de turismo. En palabras de Martí Rafel, “estamos inmersos en un proceso de consolidación y desarrollo. Sin duda las buenas cifras de la temporada de verano evidencian el liderazgo del resort como referente en el turismo de montaña”.

Los responsables estiman que la reapertura del complejo tenga lugar durante el puente de noviembre, entre los días 29 de octubre y 1 de noviembre, cuando ofrecerá a sus visitantes una experiencia temática en torno a la celebración de Halloween.

Asimismo, si las condiciones de la nieve lo permiten, la temporada de invierno comenzará el sábado 3 de diciembre. Sus responsables presentarán entonces novedades para satisfacer la creciente demanda que el destino ha experimentado durante el presente año.

Para comentar, así como para ver ciertos contenidos de Hosteltur, inicia sesión o crea tu cuenta

Inicia sesión
Comentarios 0

Esta noticia no tiene comentarios.